Los 5 beneficios del Plasma Rico en Plaquetas que te harán amarlo

¿Buscas un tratamiento de medicina estética facial efectivo, natural y con el mínimo riesgo? El Plasma Rico en Plaquetas es lo que estabas buscando.

Se trata de una intervención relativamente nueva en el mundo de la medicina estética, y poco conocida si la comparamos con otros tratamientos como el ácido hialurónico o el bótox.

No obstante, no podemos pasarla por alto en el mundo del rejuvenecimiento facial.

¿Qué es el Plasma Rico en Plaquetas?

El Plasma Rico en Plaquetas es un compuesto que se sirve de las plaquetas del paciente para realizar una inserción autóloga de dichos componentes. Suena un poco a chino, ¿verdad? Te lo explicamos:

Tu sangre tiene varias células y componentes (glóbulos rojos, glóbulos blancos, plasma, plaquetas…) que realizan funciones dispares. Los glóbulos rojos transportan el oxígeno, los blancos protegen el organismo…

Las plaquetas, por su parte, son las encargadas de ir cicatrizando heridas, impidiendo que la sangre siga virtiéndose por cualquiera de ellas. ¿Cómo hacen esto? Principalmente, porque cuentan con unos componentes conocidos como factores de crecimiento que activan al resto de células para promover la división de las mismas.

Esto quiere decir que si se usan adecuadamente, las plaquetas pueden servir para regenerar la parte de la piel que deseemos. Por tanto, un tratamiento de plasma rico en plaquetas permitirá rejuvenecer la piel y eliminar signos de acné y manchas.

¿Cómo funciona este tratamiento de plasma rico en factores de crecimiento?

Como hemos visto, el tratamiento se basa en la sangre para rejuvenecer la piel. Pero no cualquier sangre, o algo producido en laboratorio.

El tratamiento de plasma rico en plaquetas usa las propias del paciente. Es decir, se le practica primero una extracción de sangre para conseguir esas plaquetas. Posteriormente, dicha muestra pasa por un centrifugado especial y se vuelve un compuesto regenerador.

Beneficios del Plasma Rico en Plaquetas

El plasma rico en plaquetas es una intervención cada vez más demandada por nuestras pacientes, debido a sus beneficios. ¿Pero cuales son?

Te los detallamos:

Mejora la piel

Lo primero, sus resultados: mejora la piel de forma visible y rápida.

Es indoloro

Consiste en un tratamiento indoloro. Aparte de la extracción de sangre (que puede causar más o menos reparo en algunas personas), es una intervención totalmente indolora y sin molestias. Solo tiene resultados positivos.

Es rápida

El tratamiento tiene una sesión de unos 30 minutos, más o menos. Por tanto, apenas afecta al desarrollo del día normal del paciente.

Es un tratamiento autólogo

Se trata de un «transplante» realizado en la misma persona. Al no usar células de otra persona o compuestos hechos en laboratorio, las defensas del cuerpo «pasan por alto» las inserciones.

De hecho, el principal riesgo que tiene es una infección local, aunque según un estudio la incidencia de este problema apenas llega al 1%.

No requiere posoperatorio

Es una intervención médica muy poco invasiva. Por tanto, no requerirá tiempos de recuperación, a no ser que en clínica digamos lo contrario.

Eso sí, recomendamos no exponerse demasiado al sol en los dos o tres primeros días tras la intervención.

Como ves, la inserción de factores de crecimiento es un tratamiento de lo más interesante.

Si quieres recibirlo, solo tienes que venir a nuestra clínica en El Encinar de los Reyes, donde te atenderemos lo mejor posible.

Últimas entradas

¿Te interesa alguno de nuestros tratamientos?